Aunque muchas veces pensamos que el maltrato animal es una problemática imposible de erradicar, poco a poco se conquistan nuevos derechos para los animales en diferentes países.

Gracias a una iniciativa de la Asociación Americana para la Prevención de la Crueldad a los Animales (ASPCA), abril es el mes de la prevención contra el maltrato animal, y se celebra con un distintivo color anaranjado.

distintivo naranja contra el maltrato animal

El objetivo de esta iniciativa es el de crear conciencia acerca de la importancia que tiene la prevención, la denuncia y el castigo del maltrato y la violencia hacia los animales.

Formas de maltrato animal.

  • Abandono. El abandono de animales no tiene excusa. Siempre existen alternativas, solo es cuestión de buscarlas. Antes que preferir el abandono, es mejor poner en adopción al animal o ‘donarlo’ a algún refugio responsable.
  • Caza y/o cría indiscriminada. Generalmente, se da en condiciones deplorables para favorecer el contrabando y/o formas de comercio ilegal de distintas especies. Muchas veces, la caza o cría indiscriminada se da para el negocio de las pieles.
  • Explotación comercial. Entre las formas más comunes se encuentran los circos y zoológicos, pero también entran en este grupo todos los espectáculos animales, las peleas (de perros, gallos, etcétera), las corridas de toros, la industria alimenticia, la tracción a sangre, entre otras.
  • Falta de refugio adecuado o de sombra.
  • Ausencia total o insuficiencia de alimento y agua.
  • Encadenamiento. En caso de que se alegue que el encadenamiento sea para evitar que el animal lastime a otros o que se escape, hay que revisar muy bien las circunstancias, puesto que siempre hay alternativas mejores al encadenamiento.
  • Golpes y otros tratos intimidantes. Ningún animal merece ser golpeado, bajo ninguna circunstancia. Ellos no son como los seres humanos; obedecen a sus instintos y no razonan, por lo que no tienen culpa de ciertos comportamientos.
  • Torturas. Algunas incluso son publicadas en las redes sociales y, muchas veces, acaban con la vida del animal y quedan impunes. Todas ellas deben denunciarse con la mayor rapidez posible.
  • Utilización en pruebas de laboratorios (tanto medicinales como de cosmética). Los animales son sometidos a distintos procedimientos que atentan contra su salud y bienestar.

cupón 120

¿Cómo ayudar a prevenirlo?

Solucionar el problema del maltrato animal es algo que parece imposible, ya que no sólo se da en el ámbito doméstico con el maltrato y abandono de mascotas, sino en los espectáculos con animales, en las peleas clandestinas de perros, en las compañías que realizan experimentos con ellos, en la industria de la carne y de la producción de alimentos de origen animal, donde se les maltrata innecesariamente y no se les da un trato digno.

Sin embargo, aunque es un problema enorme, desde donde estás y con pequeñas acciones puedes contribuir a que disminuya, y estas son algunas formas de hacerlo:

  • No compres, adopta.
  • Esteriliza a tu mascota.
  • No elijas como mascotas especies exóticas y silvestres.
  • Súmate a las asociaciones que rescatan animales y que luchan por sus derechos.
  • No seas indiferente; si encuentras un animal abandonado, busca la forma de ayudarlo. Quizá seas su única esperanza.
  • Elige productos de belleza e higiene libres de crueldad animal.
  • Si consumes productos alimenticios de origen animal, prefiere aquellos que provengan de granjas locales o pequeñas.
  • Verifica que los accesorios que vayas a adquirir no hayan sido confeccionados con cuero, pieles, colmillos o cuernos de animales, especialmente de aquellos que se encuentran en peligro de extinción.
  • Evita asistir a espectáculos con animales, a las plazas de toros y a las peleas de gallos.
  • Si eres testigo de un acto de crueldad hacia los animales, no dudes en denunciar.

El maltrato animal ya se considera un delito en estas 17 entidades del país: Puebla, Querétaro, Colima, Michoacán, Yucatán, Aguascalientes, Jalisco, Nayarit, Quintana Roo, Baja California, Estado de México, Guanajuato, Veracruz, Nuevo León, Coahuila, Oaxaca y la Ciudad de México. En los 15 estados restantes sólo se le considera una falta administrativa.

El estado que con mayor dureza castiga el maltrato animal es Coahuila, con hasta 9 años de prisión, mientras que en la Ciudad de México, las penas van de 6 meses a 2 años de cárcel y multas de 3 mil 100 a 6 mil 200 pesos. Las sanciones se elevan si las lesiones ponen en peligro la vida del animal o si le provocan la muerte.

cupón 120