Todos sabemos que las mascotas en casa nos hacen felices, pero ¿sabías que también está ayudando a tu salud? Algunos científicos incluso creen que puede contribuir a mejorar tu esperanza y calidad de vida.

A pesar de los aspectos que requerirán más atención en cuanto a higiene, los beneficios podrían ser mayores.

1. Mejoran tu salud mental

La ciencia lo dice. Estudio tras estudio se ha demostrado que la interacción con mascotas hace que el cerebro libere oxitocina, conocida como la “hormona de la felicidad”. Los dueños también parecen tener una menor producción de cortisol, hormona relacionada a los altos niveles de estrés.

Los dueños de perros, y de mascotas en general, han demostrado tener menores niveles de ansiedad, depresión e incluso mejor autoestima. Los perros son excelentes para calmarnos y de hecho, en la actualidad existen diversos tipos de terapias relacionadas a las mascotas. Estas terapias pueden mejorar tus habilidades motrices y disminuir los síntomas de soledad causados por enfermedades crónicas-degenerativas.

2. Impulsan tu sistema inmunológico

Cada beso de tu mascota está ayudando a reforzar tu sistema inmunológico. Los humanos y perros son portadores de casi las mismas bacterias por lo que tiene sentido que la exposición a mayores cantidades nos prepara para combatir los microorganismos del ambiente.

¿Te preocupan las alergías? A menos que sea una alergía específica relacionada a la mascota, muchos estudios han probado que los niños que viven con mascotas son menos propensos a desarrollar alergías y asma a lo largo de sus vidas.

3. Ayudan a nuestros corazones

Son pocas las enfermedades relacionadas al corazón que parecen no mejorar por la convivencia diaria con mascotas. Algunos investigadores han descubierto que los dueños de mascotas tienen niveles de colesterol más bajos así como menor presión en la sangre. Lo anterior en consecuencia disminuye las posibilidades de sufrir de ataques al corazón.

Además de esto, parece ser que también aumenta las posibilidades de sobrevivir a ataques al corazón.

4. Fomentan el ejercicio en nosotros

Cualquier dueño de mascota podría confirmar que estarás más activo con un perro que sin el. Desde caminatas diarias a horas de juego en el parque, nuestros perros fueron creados para vivir activamente. Estudios prueban que es 50% más probable que al tener mascota en casa logres la actividad física diaria recomendada, sin importar la raza de la mascota.

El mayor ejercicio lo obtendrás de caminatas pero cargar a tu perro, llenar sus platos de comida y agua, y algunos minutos de juego con él también te ayudarán a lograr todo lo anterior.

Quién diría que nuestros perros son tan buenos para nosotros. El perro ha sido el mejor amigo del hombre por muchos años pero podría haber una explicación científica y biológica detrás de porque los queremos tanto.


¿No tienes mascotas?
¡Regístrate ahora y forma parte de nuestra comunidad de cuidadores!